François Pienaar

Protagonista real de la película “Invictus”. Capitán de los Springboks y Ganador del Mundial de Rugby de 1995.

El hombre que ayudó a Mandela a terminar el racismo

Inglés

 

El 24 de junio de 1995, en el estadio Ellis Park de Johannesburgo se vivió “uno de los momentos más gloriosos del siglo XX”, en palabras del escritor y periodista británico John Carlin. El presidente sudafricano Nelson Mandela, elegido un año antes en las primeras elecciones democráticas de su país, se puso la camiseta del capitán de la selección nacional de rugby, François Pienaar, y entró al campo para saludar uno a uno a los miembros del equipo, que ese día disputaba la final del mundial.

El gesto pudo haberle costado caro a Madiba: el rugby era el deporte de los afrikaners, la minoría blanca que se inventó el apartheid, y los negros lo veían como el brutal pasatiempo de un pueblo colonizador. Pero Mandela, consciente de que su triunfo en las urnas no sería completo sin la reconciliación con la entonces atemorizada minoría blanca, tenía un plan: unir a dos pueblos, separados históricamente por su raza, en torno a un objetivo común, ganarles la copa a los poderosos neozelandeses.

La victoria llegó después de un juego trepidante, pero la confirmación de que aquello había sido más que un partido de rugby la hizo Pienaar en una declaración tras la final: “Este no es un triunfo solo del equipo ni de los 60.000 aficionados que vinieron a acompañarnos; es un triunfo de los 43 millones de sudafricanos”.

Francois Pienaar, hoy todavía, es el segundo ícono de su país –después de Mandela– y se ha convertido en un solicitado conferenciante, no solo para hablar de rugby, sino también de su papel en la reunificación de Sudáfrica y para dar consejos sobre motivación, liderazgo y trabajo en equipo.

Francois es una inspiración en el mundo del deporte y los negocios – cree que el secreto del éxito está en la gente; en la captura, desarrollo y conexión de sus talentos para contribuir al éxito del equipo. Francois muestra al individuo como trabajando en equipo se puede competir y ganar en el ámbito del negocio.

En 1999 escribió «Rainbow Warrior», una autobiografía en la que narra su cita con la historia y concluyó su carrera como jugador en el 2000, en el North London Club Saracens (de Inglaterra), equipo del que también fue presidente luego de su retiro de los campos.

En 2009 se estrenó la película Invictus, basada en el libro de Carlin “El factor Humano”, dirigida por Clint Eastwood, en la que Pienaar es interpretado por el actor Matt Damon.