Ricardo Lagos

Presidente de Chile 2000-2006

Español · Inglés

El Presidente Lagos es uno de los líderes más carismáticos de Latinoamérica, como lo puso de manifiesto una encuesta independiente que evaluaba a los líderes de opinión iberoamericanos, Lagos ocupó el primer puesto. Abogado y economista, fue miembro y secretario general de la Universidad de Chile bajo el mandato del Presidente Allende, a quien Ricardo Lagos apoyó. Tras la caída de Allende, Lagos ejerció como profesor en el extranjero y como economista de las Naciones Unidas (1978–84) en Chile.

A principio de los años 80 ayudó a fundar la Alianza para la Democracia, que dirigió en 1983-84, convirtiéndose en uno de los líderes socialistas chilenos más abiertamente críticos con el régimen del Presidente Pinochet. Tras la restauración de la democracia, Ricardo Lagos fue ministro de Educación (1990–94) y de Obras Públicas (1994–99).

Ganó las elecciones a la Presidencia de Chile en 1999 con el Partido Socialista. Como presidente de Chile (2000–2006), Ricardo Lagos trabajó para liberalizar la sociedad chilena e impulsar los poderes civiles sobre los militares; se aprobaron numerosas reformas constitucionales y fueron llevados ante los tribunales de Justicia los delitos contra los derechos humanos cometidos durante la época de Pinochet. La Presidencia de Lagos se caracterizó por importantes logros en numerosos ámbitos, como la firma de los Tratados de Libre Comercio con la Comunidad Económica Europea, los EEUU, Corea del Sur, la República Popular China y Nueva Zelanda, Singapur y Brunei; mejoras en las infraestructuras y los transportes; la creación de un seguro de desempleo; creación de AUGE, programa de salud que garantiza la cobertura de diversos aspectos médicos; el programa de vivienda Chile Barrio; ampliación de la escolaridad obligatoria hasta los doce años y la aprobación de la primera Ley de Divorcio chilena.

Ricardo Lagos finalizó su etapa presidencial con un histórico índice de aprobación por encima del 70%. Es Presidente del Club of Madrid, una exclusiva organización de ex presidentes, creado para el fomento de la democracia en el mundo, 2006. En 2007 fue designado por el Secretario General de la ONU Ban Kimoon, enviado especial para el cambio climático de la ONU, junto con la ex primera ministra noruega Gro Harlem y el ex canciller surcoreano, Hang Seung-soo.

Conferencias

0

0

MI VIDA: DE LA INFANCIA A LA LUCHA CONTRA LA DICTADURA

Ricardo Lagos Escobar (1938) estudió Derecho en la Universidad de Chile. Se doctoró en la Universidad de Duke, Estados Unidos, y después desarrolló una larga carrera académica en el extranjero y en Chile. Tras el golpe militar de 1973, Ricardo Lagos y su familia se trasladaron en febrero de 1974 a la Argentina, donde él continuó su labor como secretario general de la FLACSO en Buenos Aires, para luego partir a Chapel Hill en Estados Unidos y ejercer como profesor visitante en la Cátedra William R. Kenan de Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Carolina del Norte. De regreso en Chile en 1978 se desenvolvió en el área económica. Durante la década de los ochenta, Ricardo Lagos jugó un rol fudamental en la lucha por la recuperación de la democracia. Además de ser uno delos líderes del Partido Socialista, al que ingresó en 1978, se convirtió en 1983 en presidente de la Alianza Democrática, fuerza que agrupó a la mayoría de los partidos democráticos opositores al régimen del general Augusto Pinochet. En 1987, Ricardo Lagos fue uno de los fundadores del Partido por la Democracia (PPD), surgido como un foro político abierto a todos los sectores que se opusieran a la continuidad del gobierno militar y lucharan contra él en forma democrática. Durante el primer gobierno civil presidido por Patricio Aylwin, fue ministro de Educación. Luego, bajo el mandato de Eduardo Frei, asumió como ministro de Obras Públicas. Y en enero de 2000, Ricardo Lagos se convirtió en el nuevo presidente de Chile. El 11 de marzo de 2006 dejó la presidencia de la República y continuó su labor política y social a través de un sinfín de instituciones internacionales. Entre sus libros se destacan, Mi idea de país(Ediciones B, 1999), El futuro comienza hoy (La Copa Rota, 2008) y Cien años de luces y sombras (tomo 1 y 2,Taurus, 2010).

MI VIDA: DE LA INFANCIA A LA LUCHA CONTRA LA DICTADURA

CIEN AÑOS DE LUCES Y SOMBRAS

El bicentenario es una instancia que invita a pensar el futuro de nuestro país, así como una oportunidad para analizar el pasado, re conocer tanto los logros como las falencias, y así plantear algunas de las metas deseables de alcanzar. A partir de este plantea miento nació la idea de reunir, en los dos volúmenes que constituyen esta obra la que a su vez forma parte de publicaciones análogas en México, Argentina y Colombia, una mirada integral a los aspectos sociales, económicos, políticos y culturales de Chile, como nación íntimamente vinculada a sus pares latinoamericanos y al contexto histórico mundial. Para ello se convocó a quince destacados profesionales en cada una de sus áreas de especialidad, para que ofrecieran sus reflexiones acerca del devenir de Chile de cara a la nueva centuria. En esta obra participan: Ricardo Lagos, Sol Serrano, Alfredo Riquelme, Cecilia Osorio, Manuel Antonio Garretón, Fernando Reyes Matta, Juan Emilio Cheyre, Óscar Landerretche, Patricio Meller, Osvaldo Larrañaga, Cristián Bellei, Víctor Pérez, Sonia Montecino, Fernando Sáez, Carlos Maldonado.

CIEN AÑOS DE LUCES Y SOMBRAS

AMÉRICA LATINA Y EL MUNDO QUE VIENE

Desde fines de 2006, el ex presidente de Chile Ricardo Lagos ha escrito una columna mensual en el diario Clarín, de Buenos Aires, sobre la situación de América Latina. Muchos de estos artículos nacieron motivados por la contingencia #la asunción de Barack Obama, la crisis económica internacional, el quiebre de la democracia en Honduras, el cambio climático, entre otros#, pero sobre todo siempre con la idea de perfilar nuevos desafíos para este joven continente. América Latina y el mundo que viene, un libro revelador en todas sus aristas, descubre un continente que ha tenido un sinfín de dificultades, que incluso en ocasiones ha sido omitido del mapa mundial, pero que no obstante ha logrado construir sólidas democracias, economías pujantes y un consenso en torno al desarrollo como una meta común. Así, Ricardo Lagos vaticina un futuro lleno de oportunidades: «En diez años más esperemos saber que América Latina siguió avanzando con buena marcha, con sociedades más sólidas y la pobreza en franca retirada. Las lecciones de la década que termina nos ilustran por dónde ir.

AMÉRICA LATINA Y EL MUNDO QUE VIENE