Carlos Páez

Superviviente del accidente de Los Andes.

Carlos Páez conferencias, speaker, milagro en los Andes

El grupo es un respaldo indestructible que ayuda a despertar las cualidades dormidas de cada uno de sus integrantes.

Español · Inglés

Carlos Páez nació en Montevideo, Uruguay, el 31 de octubre de 1953.
 El 13 de octubre de 1972, cuando tenía 18 años, emprende un viaje a Chile que cambiaría su vida para siempre. El avión en el que viajaba Carlos Páez, junto con otros 44 pasajeros, se estrella en el medio de la Cordillera de Los Andes a 4200 metros de altura. Tras 10 días de búsquedas inútiles, en un lugar donde según señalan los expertos era imposible sobrevivir, las autoridades deciden suspender los esfuerzos y aceptar que ya no volverían con vida. 72 días después, cuando sus compañeros, Nando Parrado y Roberto Canessa atraviesan los Andes en busca de ayuda, el mundo se entera de que 16 han sobrevivido.

La fe, la pasión, el trabajo en equipo y la actitud, fueron la clave en el desenlace de la historia más increíble de supervivencia que el mundo ha presenciado hasta el momento. Hoy, más de 40 años después, Carlos Páez tiene dos hijos: María Elena de los Andes “Gochi” y Carlos Diego, y cinco nietos: Justina, Mía, Violeta, Juan Justo y Alexis.

En 1992 ingresó en la actividad publicitaria formando parte del equipo creativo de Nivel / Publicis. Fundó su propia agencia, Rating Publicidad y fue director de Bates Uruguay Publicidad. En la actualidad dirige su empresa de Consultoría en Comunicación y Relaciones Públicas, al mismo tiempo que desarrolla, desde el año 2002, una intensa actividad como Conferencista Internacional.

En su conferencia, “Actitud, actitud, actitud” Carlos Páez, a través del relato de los 72 días vividos en Los Andes,  aborda temas vinculados a la vida personal, profesional y a la dinámica en las empresas. Trabajo en equipo, toma de decisiones, rápida respuesta frente a lo desconocido, adaptación al cambio, tolerancia a la frustración, liderazgo logrado gracias al trabajo, creatividad, humor, pasión y por sobre todo Actitud; son los temas fundamentales en esta historia.

Carlos Páez es técnico Agropecuario recibido en la Universidad del Trabajo del Uruguay; desarrolló esa actividad durante 10 años.

ACTITUD, ACTITUD, ACTITUD.

Mediante el relato de los 72 días vividos en Los Andes, se abarcan temas vinculados a la vida personal, profesional y a la dinámica en las empresas. Trabajo en equipo, toma de decisiones, rápida respuesta frente a lo desconocido, adaptación al cambio, tolerancia a la frustración, liderazgo logrado gracias al trabajo, creatividad, humor, pasión y por sobre todo Actitud; son los temas fundamentales en esta historia.

En su conferencia, Carlos Páez narra su historia de supervivencia desde una visión netamente positiva, una postura que logra inspirar a la audiencia a través de la emoción.

La clave en el poder de esta conferencia, es que relata una historia extraordinaria, protagonizada por personas comunes, que supieron transformarse y evolucionar para lograr lo imposible.

Desde la coordillera del alma

“En la cordillera yo di lo que podía dar. Lo que vino después es otra historia… El accidente en los Andes, y sé que muchos no entenderán esto, me permitió ser yo mismo, ser valorado y responder a esa valoración de cada día. El hijo de Carlos Páez Vilaró y Madelón Rodríguez Gómez se encontró mejor en medio de aquel infierno que en su propia casa: la separación de mis padres me había quebrado por dentro, cuando tenía catorce años. La vida en la cordillera tenía que ver con mi existencia física, con sobrevivir cada día, y allí viví el milagro de sentir que había desaparecido de golpe el motivo de buena parte de mi desgarradura existencial. Había desaparecido mi casa, mi familia. Todo eso estaba en otro lado de la realidad y no martillaba mi cabeza cada día. Allí arriba tenía un lugar positivo, era uno más… En la cordillera había descubierto que había vida fuera de casa y volver a la situación anterior al accidente fue muy frustrante para mí. Volver atrás era volver a un lugar tremendamente lúgubre, y eso me costó entenderlo…”

Desde la coordillera del alma

Después del día diez

Después del día 10 es una obra muy emotiva y llena de optimismo que demuestra que la actitud es fundamental para hacer frente a las adversidades incluso cuando todo parece perdido.
"Treinta y un años después del accidente puedo afirmar que la experiencia de los Andes terminó siendo una historia triunfalista. Quedó demostrado que se había impuesto la vida, que había triunfado la decisión de un grupo de gente que en medio de la adversidad más cruel apostó por no abandonarse".

Después del día diez

Chiedi più informazioni su

Carlos Páez

Contatto

Articoli